Análise Fundamentalista

Bolsas de valores — Lo que necesita saber

Algunos conceptos básicos que todo inversor debe saber antes de comenzar a operar


Hay un dicho que dice que es difícil dominar el juego si no se conocen todas las reglas. Este es un gran consejo para inversores nuevos, porque el mundo del trading y las bolsas tienen muchas reglas.

Afortunadamente, las reglas no son tan complicadas una vez que las descompone y agrega un poco de historia para entender cómo llegamos aquí y desde donde en lo que respecta a las bolsas de valores. Aún mejor, Olymp Trade ofrece todas las herramientas y recursos para poner en uso sus nuevos conocimientos.

Stock Exchanges - What You Need to Know ES_0

Primero, veamos algunas definiciones.

Un bolsa de valores es un mercado. Como cualquier mercado, las personas llegan a la bolsa de valores para obtener algo a cambio de otra cosa. Claro, las bolsas o mercados pueden negociar cualquier cosa, pero nos enfocaremos aquí en las bolsas financieras.

Las bolsas financieras existen para comprar acciones de compañías, bonos para prestar dinero a compañías y gobiernos, operar con diferentes divisas (Forex), cambiar monedas por materias primas como petróleo u oro, y mucho más.

La mayoría de las grandes bolsas, como la Nueva York, Londres, Hong Kong, etc., negocian con una variedad de activos financieros y no sólo con acciones de compañías, pero otras bolsas se enfocan en cierto tipo de activos, como la Bolsa Mercantil de Chicago (CME), que opera con materias primas, o los adecuadamente llamados intercambios de criptomonedas.

 

Cómo comenzaron las bolsas financieras en Europa

Las primeras bolsas financieras fueron creadas en Venecia, donde prestamistas se reunían para vender y comprar las deudas de otros, incluyendo préstamos del gobierno. Rápidamente, la práctica se extendió por toda Europa y una bolsa oficial fue abierta en Bélgica en el siglo XVI.

Sin embargo, acciones y divisas todavía no eran parte de las bolsas hasta el surgimiento de las Empresas de las Indias Orientales (británicas, holandesas y francesas). Estas compañías comenzaron a emitir acciones para financiar sus esfuerzos comerciales y pagaban “dividendos” a los inversionistas en función de las ganancias de esas rutas comerciales hacia los confines de la Tierra.

Incluso con la emisión de esas acciones, no hubo una bolsa de valores sino hasta 1773, cuando se creó en Londres la bolsa que actualmente es conocida como la Bolsa de Londres (LSE). Dos décadas después siguió la Bolsa de Nueva York (NYSE). Muchas otras bolsas surgieron después, principalmente en función de la ubicación geográfica, como la de Hong Kong, Tokyo, Canadá, etc.

A pesar de la competencia internacional, la NYSE y la LSE todavía son las bolsas dominantes. Ambas crecieron en importancia durante los últimos dos siglos, pero la NYSE se convirtió en un verdadero gigante. La NYSE tiene a las compañías de mayor capitalización listadas en su bolsa — un total que es superior a la de LSE, Tokyo y NASDAQ combinadas.

 

… Y la alta tecnología llegó

Actualmente, los inversores pueden obtener información sobre el precio de las acciones, divisas, materias primas, bonos o índices de estos activos en tiempo REAL, independientemente de en qué parte del mundo se encuentren. Todo esto gracias a la existencia de esas mismas bolsas de valores, que suministran esta información y nos permiten ver las acciones directamente.

Sin esta información publicada, solo esas personas con acceso a los pisos de negociación de Nueva York, Londres, etc. pudieran ver la información más reciente para hacer sus operaciones. Por lo tanto, la tecnología que inició esta conectividad no solo es buena para los mercados, sino que también permite que las personas comunes tengan acceso a esos mercados — no solo los millonarios.

La mayoría de compañías más grandes del mundo están listadas en una bolsa de valores, como Coca-Cola, Microsoft y BMW. Las materias primas que usamos en nuestras vidas diarias, como el petróleo, pueden ser operadas de varias formas, incluyendo el petróleo Brent. No solo compañías europeas y estadounidenses están listadas en esas bolsas. Muchas compañías internacionales, incluyendo las de México, también pueden ser encontradas en ellas.

 

Cómo funcionan las Bolsas de Valores

Sin entrar en mucho detalle, porque este tema tiene muchas caras y matices, la mejor forma de pensar en una bolsa de valores es imaginando un sitio de trueque o negociación.

Las personas que buscan vender activos introducen un precio de oferta en la bolsa (venta). Ellos basan ese precio en lo que creen que sucederá en el mercado y en sus circunstancias individuales. Sus motivos no son conocidos públicamente y no son necesarios.

Por el otro lado, está el comprador que introduce un precio para comprar un activo (compra). Él basa ese precio en lo que cree que sucederá en el mercado y en sus circunstancias individuales. Así como el vendedor, no conocemos su motivos y no es necesario conocerlos.

La bolsa conecta a los vendedores y compradores en función de sus precios de “venta” y “compra”. Si usted es un comprador y el precio de “venta” de un vendedor concuerda con su precio de “compra”, entonces ¡voilà! Usted tiene un trato y automáticamente se colocará el activo en su cuenta mientras que el precio que pagó es deducido.

 

La Era del Análisis

Durante siglos de bolsas, han surgido varios métodos innovadores para analizar los mercados y variaciones subsecuentes de estos métodos han sido refinadas y agregadas a la lista.

Stock Exchanges - What You Need to Know ES_0

El beneficio del análisis de la bolsa de valores es que los inversores pueden identificar patrones de comportamiento de los inversores en la bolsa durante periodos de tiempo. Estos patrones con frecuencia llevan a resultados muy predecibles, porque aunque las personas no son robots, tienden a repetir comportamientos en base a ciertos tipos de estímulos.

 

Un secreto detrás de la teoría de las Ondas de Elliot

Si vemos que cuando A sucede, B usualmente es la respuesta de la bolsa, entonces podemos invertir de forma más cómoda y lucrativa cuando vemos que A está ocurriendo. Claro, el truco más grande del proceso es identificar correctamente cuando A está ocurriendo.

Una de las primeras personas en identificar con éxito y de forma consistente estos patrones fue un hombre llamado Ralph Nelson Elliott. En la década de 1930, Elliott se inmerso en el estudio de datos históricos de operaciones a lo largo de la historia. Luego, comenzó a descomponer los gráficos de operaciones en los mercados actuales y poco después desarrolló la Teoría de las Ondas de Elliott.

Los detalles de la teoría y su uso requieren de un poco de entrenamiento y práctica, pero una explicación simplificada es que Elliott descubrió que las personas tienden a hacer las mismas cosas una y otra vez, independientemente de la época, y que la psicología detrás de las operaciones es más consistente que el estímulo que activa la respuesta.

Claro, muchas herramientas diferentes han sido desarrolladas para ayudar a que los inversores aprovechen las ventajas de las Ondas de Elliott y de otras teorías de comportamiento del mercado, y vale la pena investigar sobre ellas.

 

Conclusiones y aprendizaje

Imagine que tiene la oportunidad de invertir en las primeras Empresas de las Indias Orientales cuando apenas estaban comenzando y el mundo todavía estaba siendo explorado. ¿Hubiera invertido o simplemente se hubiera sentado y observado?

Las bolsas de valores actuales son nuevas oportunidades, y gracias a brokers como la plataforma de Olymp Trade, usted tiene acceso a todos los grandes mercados financieros y a las herramientas para beneficiarse de ellos. ¿Se va a quedar sentado y observar?

Related posts
Análisis Técnico

Canal de Donchian

Los canales fueron unas de las primeras herramientas utilizadas para analizar los mercados Por eso es que las estrategias de trading basadas en los canales son tan populares en...
© 2014 - 2020 Olymp Trade. All Rights Reserved.